LOS GLORIOSOS 70 MM WELAB PLUS

Los gloriosos 70 mm: características y películas más famosas

Aunque ahora estamos acostumbrados al cine digital de las superproducciones y de las plataformas de vídeo como Netflix, la magia del clásico cine analógico en 70 mm todavía sigue suscitando un gran interés entre ciertos profesionales y público. Y eso que han pasado 50 años desde la aparición de este sistema. 

Pero, ¿cuál es el motivo de que a día de hoy, se siga apostando por este formato de grabación? ¿Por qué ciertos profesionales prefieren este sistema respecto a cámaras más modernas y digitales? Las películas grabadas en 70 milímetros no son fáciles de producir. Requieren cámaras especiales y proyectores concretos para poder ser grabadas y mostradas en una sala de cine. De hecho, habitualmente se reducen a 35 mm o se digitalizan para su distribución. 

Origen de los 70 mm

Para comprender en qué consiste este formato hay que retroceder hasta los años 50 del siglo pasado. 

El surgimiento de la televisión obligó al cine a reinventarse para lograr mantener la atención del público. Hasta ese momento, se grababa en 1,37:1, una relación de aspecto estándar para entonces. Se trataba de una relación de aspecto “cuadrada” muy similar al formato que podemos ver en Instagram. La industria del cine quería reinventarse y apostó por un formato nuevo mucho más envolvente: lo que se conoce como cine panorámico.

Así nació el Cinerama, la primera tecnología cinematográfica con estas características. El invento consistía en rodar con tres cámaras sincronizadas, con películas de 35 mm y objetivos gran angular. La solución proporcionaba un espacio visual que se captaba usando los ángulos de las tres cámaras como si fueran una única para después, sincronizadas, ser proyectada con tres proyectores sobre una pantalla cóncava de grandísimas dimensiones y una curvatura de 146 grados. El efecto era envolvente y la relación de aspecto de 2.59:1.

El formato rápidamente cautivó al público y logró un gran éxito. Sin embargo, fue un éxito muy efímero. El hecho de que se necesitaran tres cámaras para grabar así como la necesidad de adecuar las salas de proyección al nuevo formato incrementaba sus costes de producción considerablemente. Además el sistema generaba una ligera distorsión en la imagen. Todo esto hizo que apenas unos años después, el sistema desapareciera.

 

Cinerama
Cinerama.

El formato Panavision y los 70 mm

Sin embargo, aunque se dejó de producir películas en Cinerama, el cine panorámico no desapareció. La industria de Hollywood siguió utilizando las pantallas que habían adaptado al Cinerama, y así es como surgieron, entre otros sistemas, primero el Todd-AO (que utilizó por primera vez la película de 70 mm) y más tarde, el Ultra Panavision 70 (el sistema más popular y que pervivió hasta la llegada del cine digital).

El Ultra Panavision 70 se caracterizaba por apostar por una película de 70 mm añadiendo al proceso de rodaje lentes anamórficas. Esto suponía una resolución nunca antes vista por lo que fue cuestión de tiempo que el formato se popularizara y que cada vez más directores apostaran por rodar películas así. 

 

Películas más famosas grabadas en este formato

Desde ese momento y hasta la actualidad, muchas de las películas más importantes de la historia se han grabado utilizando este formato.

Escena de "Ben-hur" (1959) grabada en formato 70mm.
Escena de «Ben-hur» (1959) grabada en formato 70mm.
  • “Ben-Hur» (1959). Dirigida por Willian Wyler contó con el mayor presupuesto que hasta entonces se había destinado a una película de cine. Se grabó en el formato entonces llamado MGM Camera 65, que después fue rebautizado como Ultra Panavision 70. La película permite disfrutar de increíbles planos panorámicos nunca vistos antes. 
  • “La bella durmiente» (1959). Es el primer largometraje animado rodado en este formato. Su producción se llevó a cabo durante toda la década de 1950.
  • “West Side Story” (1961). Considerada una de las mejores películas musicales de la historia, para su filmación se utilizó una cámara Super Panavision 70 que permitió captar magníficas escenas de baile. 
  • “2001: Una Odisea del Espacio» (1968). Esta película dirigida por Stanley Kubrick marcó un antes y un después en el género de la ciencia ficción. Se proyectó en una pantalla curvada con un ratio de aspecto 2.21:1 y con un sonido especial de seis pistas estéreo. Es una de las películas cumbres grabadas en 70mm a pesar de tener más de 50 años.
  • “Interstellar” (2014). Uno de los directores contemporáneos que más sigue apostando por los clásicos 70 mm es Christopher Nolan. La película se rodó en un formato anamórfico de 35 mm y en IMAX de 70 mm. El resultado fueron 49 rollos de película que pesan más de 272 kilos, y que hay que montar sobre una plataforma horizontal de dos placas de 183 centímetros.
Plano de "Interstellar" (2014) rodado en formato anamórfico de 35 mm y en IMAX de 70 mm.
Plano de «Interstellar» (2014) rodado en formato anamórfico de 35 mm y en IMAX de 70 mm.
  • “Dunkerque” (2017). También de Nolan es Dunkerque. En este caso se filmó el 75% del metraje en película IMAX de 70mm y 15 perforaciones, correspondiendo el 25% restante a película de 65mm y 5 perforaciones. Esto último se debe a que la cámara IMAX era demasiado ruidosa como para poder grabar sonido directo durante las conversaciones y los momentos más reposados.
  • “Los odiosos ocho» (2015). Por último, también Tarantino ha sido siempre un gran defensor del cine analógico y del sistema Ultra Panavision 70. Para esta película, Tarantino y su director de fotografía Robert Richardson decidieron utilizar lentes anamórficas Panavision a fin de conseguir un ratio de aspecto 2.76:1, lentes que no se habían usado desde hace 50 años.
  • “Asesinato en el Orient Express” (2017). Dirigida por el actor y director Kenneth Branagh y con Haris Zambarloukos en la dirección de fotografía se comenta que la película fue filmada con las últimas cuatro cámaras Panavision de 65 mm en el mundo.
  • “Muerte en el Nilo” (2020). También del mismo director, es Muerte en el Nilo. Se trata de una película de nuevo grabada en gran parte en cámaras 65 mm y ofrecida en salas de proyección en 70 mm.
  • “Tenet” (2020). Se trata de una película dirigida por Christopher Nolan y con Hoyte van Hoytema al frente de la dirección de fotografía. La cinta fue grabada utilizando una mezcla de IMAX y película de 70 mm.  
Cámara de 70 mm de Panavision utilizada en el rodaje de 'Los odiosos ocho'
Cámara de 70 mm de Panavision utilizada en el rodaje de ‘Los odiosos ocho’.

En definitiva, los clásicos 70 milímetros siguen atrayendo la atención de ciertos directores así como de gran cantidad de público, por lo que se puede augurar que este formato todavía tiene futuro por delante. En plena digitalización, este sistema permite una manera distinta de hacer, (y lo más importante), ver cine.

Recuerda que si quieres conocer más detalles sobre los distintos formatos cinematográficos que han existido a lo largo de la historia puedes hacerlo aquí, en nuestra web.